• Facebook - Grey Circle
  • Instagram - Grey Circle
  • Twitter - Grey Circle

"El cuento de la criada” de Margaret Atwood.

Título: EL cuento de la criada

Autora: Margaret Atwood

Editorial: Salamandra

Páginas: 416

ISBN: 978-8498388015

Precio:  18,05 €

Sinopsis

Amparándose en la coartada del terrorismo islámico, unos políticos teócratas se hacen con el poder y, como primera medida, suprimen la libertad de prensa y los derechos de las mujeres. Esta trama, inquietante y oscura, que bien podría encontrarse en cualquier obra actual, pertenece en realidad a esta novela escrita por Margaret Atwood a principios de los ochenta, en la que la afamada autora canadiense anticipó con llamativa premonición una amenaza latente en el mundo de hoy. En la República de Gilead, el cuerpo de Defred sólo sirve para procrear, tal como imponen las férreas normas establecidas por la dictadura puritana que domina el país. Si Defred se rebela —o si, aceptando colaborar a regañadientes, no es capaz de concebir— le espera la muerte en ejecución pública o el destierro a unas Colonias en las que sucumbirá a la polución de los residuos tóxicos. Así, el régimen controla con mano de hierro hasta los más ínfimos detalles de la vida de las mujeres: su alimentación, su indumentaria, incluso su actividad sexual. Pero nadie, ni siquiera un gobierno despótico parapetado tras el supuesto mandato de un dios todopoderoso, puede gobernar el pensamiento de una persona. Y mucho menos su deseo. Los peligros inherentes a mezclar religión y política; el empeño de todo poder absoluto en someter a las mujeres como paso conducente a sojuzgar a toda la población; la fuerza incontenible del deseo como elemento transgresor: son tan sólo una muestra de los temas que aborda este relato desgarrador, aderezado con el sutil sarcasmo que constituye la seña de identidad de Margaret Atwood. Una escritora universal que, con el paso del tiempo, no deja de asombrarnos con la lucidez de sus ideas y la potencia de su prosa.

Opinión personal

Aquí está amigues, éste es el libro. ¿Cómo hablar de algo tan potente sin caer en el fanatismo más radical? Verdaderamente me va a costar una barbaridad no convertir ésta reseña en una carta de alabanza a Margaret Atwood.

No sólo considero que estamos ante una obra que apunta maneras para convertirse en un gran clásico que seguirán leyendo dentro de doscientos años, sino que además ésta mujer es terroríficamente visionaria.

El libro cuenta la historia de cómo en EE.UU y tras un golpe de estado, se crea la república de Gilead. Una distopía de un futuro donde se han anulado los derechos de la mujeres, la libertad de prensa y dónde, básicamente, Margaret nos muestra un posible futuro de lo que puede llegar a conseguir el ser humano más radical.

Cuando la gente se escandaliza de lo que pasó en la Segunda Guerra Mundial, no estoy segura de si son conscientes de que no fue hace mucho tiempo y, sobre todo, de que cosas mucho peores suceden en el resto del mundo en países de África, y obviamente, en países de Oriente Medio. Éste libro es estremecedor porque podría ser perfectamente real. En Corea del Norte, siempre es el “El cuento de la criada”, ¿por qué no iba a poder suceder en en EE.UU? Corren tiempos en los que la gente cada vez vive más asustada por una cosa u otra y donde las reglas de la Guerra han cambiado.

Hablemos de Defred. Ella es la protagonista de ésta historia. Una protagonista tan real, que dejará sin respiración. Ella no es una heroína, en la vida real el miedo es tan fuerte que es muy difícil hacerse la valiente. Por eso amo a Defred, porque su espíritu de lucha nunca desaparece pero lo único que quiere es sobrevivir a algo que es mucho más grande que ella y que sería incapaz de enfrentar. Es absolutamente aterrador y muy doloroso seguir con ella página a página.

Creo que éste libro debería ser leído en los institutos, en las universidades. Creo que las sensaciones son tan reales, el miedo, el pánico… TODO. No puedes dejar de dar vueltas y más vueltas a todo. Leerlo y no sentir nada es completamente imposible.

La maestría con la que ésta escritora entremezcla los recuerdos con el presente es asombrosa. Jamás pensé que pudiera encontrar una narración así. Tan compleja y a la vez tan fácil de seguir. Creo que es extremadamente complicado escribir en varios tiempos. O se hace muy bien o el lector se pierde. Lo que hacer Margaret es arte.

Un libro en el que apenas hay diálogos y que, sin embargo, te hace avanzar de manera frenética. UN FINAL ABSOLUTAMENTE APLASTANTE… y que, sin embargo, no podría haberme gustado más. Un libro en el que todo podría ser real, y en el que los personajes y la historia, no podrían ser más realistas.

Valoración

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now