• Facebook - Grey Circle
  • Instagram - Grey Circle
  • Twitter - Grey Circle

"Múltiple", dirigida por M. Night Shyamalan

Año: 2017

Título original: Split

País: EE.UU.

Duración: 117 minutos

Género: Thriller, Terror

Estudios: Blumhouse Productions

Distribuidora: Universal Pictures

No recomendado menores de 16 años

Sinopsis

'Múltiple' cuenta la historia de un hombre con un trastorno mental único: en su cabeza habitan 24 personalidades distintas. Después de que en un brote esquizofrénico secuestrase a tres niñas, ellas deberán averiguar qué personalidades pueden ser de ayuda para escapar y cuáles podrían poner en riesgo su vida. M. Night Shyamalan, director de exitosos films como 'El sexto sentido' o 'Señales', repite de nuevo con una película de temática sobrenatural. Este thriller titulado 'Split' estará escrito y dirigido por el cineasta, cuyo último trabajo ha sido 'La Visita', y protagonizado por James McAvoy ('La desaparición de Eleanor Rigby', 'X-Men: Días del futuro pasado'), Anya Taylor-Joy ('The Witch', 'Morgan') y Betty Buckley ('El incidente', '5 Time Champion'). El film cuenta con un presupuesto reducido, cuya cifra se acercaría bastante a la de 'La Visita' que se realizó con tan sólo 5 millones de dólares. También participa en el proyecto Jason Blum, productor de este último film de terror que ha recaudado hasta la fecha más de 90 millones en todo el mundo

Opinión personal

Creo que no hago ningún tipo de Spoiler al hablar de las múltiples personalidades del personaje principal, ya que todo el mundo debe saber de qué va ésta película aunque sólo sea por el título o porque han sido buenos alumnos y se han leído la sinopsis. Pero aviso de que me extenderé hablando de éste personaje hasta lo indecible porque me parece una auténtica genialidad cómo lo ha trabajado éste actor.

James Mcavoy lo borda, lo borda y lo borda. 

Me parece que trabajar éste tipo de personajes exige muchísimo de un actor. Es asombroso como vemos realmente perfilada cada una de las personalidades de Kevin (protagonista), que tiene nada más y nada menos que veintitrés, y cómo nos lleva a descubrir la número veinticuatro. Interpretar a todos esos personajes ya es una auténtica locura, pero lo realmente impresionante son las escenas en las que aparecen varios de ellos a la vez en cuestión de segundos y tú no dejas de verlos en ningún momento, están todos perfectamente delineados y acabas reconociéndoles sin necesidad de que vuelvan a decir su nombre. Yo no suelo ver éste tipo de películas porque soy muy asustadiza y poco me vale para cargarme de miedo. Pues, con ésta película, salvo alguna escena del final, no sólo no he sentido miedo sino que no podía despegar la cabeza de la pantalla ni un solo segundo.

Obviamente, detrás de todo esto hay un guión muy elaborado y una trama bien definida. La construcción del personaje no ha corrido por única cuenta del actor, como es lógico. Imagino la de horas que actor y director han debido pasar juntos hilvanando cada detalle. Pero, aunque detrás de un actor hay mucho trabajo previo en conjunto con otras personas, no se puede negar que si no hay buena materia prima no se puede sacar nada. Y James Mcavoy es un muy buen actor, con muy buena materia prima y que ha debido matarse a currar para conseguir que nosotros veamos lo que se ve en la película. He dicho.

Anya Taylor-Joy, quien da vida en el film a Casey Cook (una de las chicas secuestradas), hace también un trabajo excelente. Es obvio que éste personaje no es como las otras jóvenes de la película, y aunque te lo hacen saber desde el principio a través del guión, ella transmite todo eso sin apenas abrir la boca. Creo que lo que más me gusta de un actor es todo lo que me dice sin hablar, y Anya es ese tipo de actriz.

Betty Bucley interpreta a la psicóloga de Kevin, la doctora Karen. Yo tengo que decir que ésta película es una película de ACTORES. Ésta película tiene un guión muy bueno, pero no se sostendría sin una interpretación a la altura y estos tres personajes están realmente bien construidos y elaborados. A través de ella, y ésta figura, llegas a conocer el lado humano de Kevin, a entender muchas cosas. Betty es de esas actrices que miras y parece que han nacido ahí, delante de una cámara o encima de un escenario. Y causa ese

efecto tan típico en los actores consagrados: cuando aparecen en escena te atrapan y estás pendiente de cada una de las cosas que van a salir de su boca, o de cada uno de los gestos, porque sabes que todo importa.

Creo que a través de cada uno de los personajes nos ofrecen una perspectiva distinta de la enfermedad que sufre Kevin y debo decir que a veces no sabía si realmente me caía bien o me caía mal, o me infundaba miedo o ternura. Que jueguen conmigo en éste sentido es algo que me gusta porque significa que algo por ahí están haciendo muy bien si consiguen que una persona se cuestione cosas a esos niveles.

Técnicamente hablando no puedo aventurarme mucho porque no soy una leída es éste aspecto. Todo lo aquí escrito es obviamente una opinión, pero es cierto que en el tema interpretativo, y debido a mis estudios, me siento algo más segura. Y quizá en el lado técnico me noto más en arenas movedizas. Igualmente, diré que admiro muchísimo la estética y el lenguaje visual de la película. Cada cambio de plano traía una enorme belleza comunicativa acorde con cada personaje presente en ellas. Creo que la música no está usada como si fuera una película de terror, no transmite miedo sino tensión. La combinación de la imagen, el sonido y los diálogos está en perfecto equilibrio para que no apartes la vista de la pantalla ni un segundo.

Y para terminar, gracias por ese final en el que conectan la película con “El protegido” porque me fascina esa película y me encanta que las hayan conectado de esa manera.

Valoración

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now